3 ventajas de la alimentación animal KM 0

Los alimentos de proximidad -también llamados KM 0- están en auge. La premisa de consumir lo que se ha cultivado cerca de donde vivimos es de mucho provecho. Sus ventajas han contribuido a la aparición de la tendencia KM 0 también en alimentación animal.

Por medio de este artículo te contamos algunos de los beneficios de apostar por los productos de cercanía.

1. Disminuye el impacto medioambiental

Al no haber necesidad de transportar alimentos por largos recorridos y distancias, se reducen barcos, aviones y camiones en la cadena de distribución.

Todo esto contribuye a una inversión de energía muy pequeña con relación a la producción de piensos globalizada.

Además, como no se requiere proteger tanto el pienso por miedo a que se corrompa, hay un ahorro considerable de embalaje.

2. Potencia nuestra economía

Debido a que las exigencias gubernamentales con respecto a los estándares de calidad son más bajas, ciertos mercados extranjeros ofrecen precios más competitivos. Incluso los productores nacionales han externalizado de forma parcial o completa su producción.

Pero ‘lo barato sale caro’ para el comprador en cuestiones éticas. La calidad decreciente de ciertos piensos, sumada a la degradación de nuestros paisajes agrícolas, hablan por sí mismos.

Sin embargo, la compra de alimentación animal de cercanía ayuda a combatir este problema.

3. Adiós al desperdicio innecesario

Según los análisis a gran escala, la cercanía en el consumo es imprescindible para combatir el derroche de alimentos. Y es que se cortan de golpe las pérdidas derivadas de un transporte o almacenamiento deficientes en alguno de sus puntos.

Apostar por la alimentación animal KM 0 es una decisión ética que ayuda a la economía de la región, tiene beneficios en la calidad del producto y es respetuoso con el planeta.

¿Quieres producir piensos de estas características? Contacta con Sanafeed.

Contacto

Entradas Recientes